12 de marzo de 2010

Sueño del frío



–¿Es usted la que devuelve el cambio?
No me contesta; quizás no hay nada que devolver o ella sólo atiende los pagos de la bolera pero, bueno, podría decirme algo ¿no? También es cierto que es tarde y queda aquí aún mucha gente; debe de estar cansada. Salgamos ya, yo también estoy cansado. Adios, adios.

...

–No, no fumo, lo siento.
Qué abrigados iban estos que me han pedido tabaco; parecían preparados para la nieve y yo con esta camiseta de nada; en el local hacía mucho calor, en cuanto llegue al coche cojo del maletero el abrigo. Por cierto... el coche ¿no estaba en esta calle?

...

Espera, vamos a ver, al final no lo aparqué aquí sino en la manzana por la que ya he pasado. Sí, volvamos. Los del tabaco ya no están; normal, con la que está cayendo. Y yo con esta camiseta de mierda, qué frío.

...

¿Tampoco aquí? A ver, tranquilo, no puede andar lejos, no anduve mucho desde el coche al local. Vuelvo al local e intentaré reproducir el camino. Mira, allí está. No es ese. No sé, venga, vuelvo al local, me muero de frío.

...

No pasé por esta calle. Estoy perdido, pero apenas he andado nada. Debo de haber ido en sentido contrario. Tengo que entrar en algún sitio público a calentarme, realmente estoy aterido y voy a enfermar si sigo a la intemperie.

...

Ni rastro del local, ni de cualquier otro sitio abierto. Cómo puede ser. Debo protegerme, hace demasiado frío para pasar mucho más tiempo andando por aquí en camiseta. Qué hacen los homeless, se tapan con cartones, díos mío pero ¿no hay ni cubos de basura en este puto barrio? ¿no hay cajeros? Voy a correr, correr me ayudará a coger calor.

...

Estoy empezando a sudar, creo que sudo y cuando me paro me muero de frío. Llamaré a cualquier telefonillo.
–¡Por favor! Es difícil explicarlo... estoy en la calle, tengo frío, ¿por favor?
Por qué no contestan, dónde han ido. Es muy tarde, les asustará que llamen a estas horas pero es que voy a morir si sigo aquí...
–¡Socorro! ¿Por favor, dejenme pasar! ¡Por favor, socorro! ¡Ayuda!

...

Pero bueno, si estoy en mi cama. Has vuelto y estás a mi lado. Qué sueño tan horrible y qué bien se está contigo... pero tápame, tápame por favor, estoy congelado.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...